Heladería Polish Lody

En la oferta hay cinco sabores, de los cuales tres son permanentes y dos son variables. También es posible comprar helado sin gluten.

La heladería, junto a la plaza de Bem, inició su actividad en 2013 y en seguida conquistó los corazones de los habitantes de Breslavia, si bien para degustar sus helados a veces hay que estar mucho tiempo haciendo cola. El secreto para hacerlos lo defienden a capa y espada, y tan solo revelan que en la producción de sus helados no usan grasas vegetales ni colorantes.

Galería

Más lugares