Puente Grunwaldzki

Most Grunwaldzki es el puente más famoso de Breslavia. Fue construido entre los años 1908 y 1910 según el diseño de Richard Plüddemann, el entonces concejal municipal de construcción de Breslaviaa.

Para su construcción se utilizó una nueva tecnología: el tramo está sujeto con cintas de acero sobre los pilones de ladrillo de veinte metros situados en las orillas del río. En su mayor parte está construido de granito de Strzegom que forma parte de la masa de construcción, de los zócalos, y de todo lo que está en el suelo a ambos lados y no se puede ver. Sin embargo, se pueden ver las losas decorativas de granito de los Montes de los Gigantes.

A la ceremonia de apertura de Most Cesarski (Puente del Emperador), así fue llamado al principio el vado, asistió el gobernador de Alemania por aquel entonces, Guillermo II. Después de la guerra fue llamado Most Wolności (Puente de la Libertad), pero al cabo de unos años volvió a ser nombrado Most Cesarski.

En la primavera de 1945 fue dañado gravemente. Cuando en Breslavia fue sitiado en el actual Plac Grunwaldzki se construía un aeropuerto y se demolían decenas de casas, se llegó a la conclusión de que los pilonos eran demasiado altos y dificultaban los despegues y aterrizajes de los aviones. Por esta razón, fueron demolidas las torres que los coronaban. Más tarde, el puente fue dañado aún más y quedó inutilizable. Su reconstrucción duró más de dos años. Después de la Segunda Guerra Mundial el vado fue nombrado Most Grunwaldzki.

El puente tiene 112,5 metros de largo y 18 metros de ancho.

Galería

Más lugares